Caldero marinero

Todo el sabor de la Bahía en una olla

Origen del Caldero

El caldero es un plato típico de la costa mediterránea, compuesto de arroz y pescado. Su nombre proviene de la olla de fundición con que lo elaboraban los pescadores. Antiguamente se cocinaba colgándose de una estructura de tres palos atados en la parte superior, y se situaba sobre el fuego. Para preparar el caldo se emplea principalmente pescado de roca. Luego se sirve por separado el pescado, acompañado de patatas y allioli, y el arroz, hecho con el caldo del caldero.

El pescado más característico del caldero santapolero es la gallina (cabracho) aunque también se utiliza, gallo San Pedro, dorada, lubina o mújol.

Hoy en día, el caldero es una de los platos más demandados y representativos de Santa Pola.

Preparación

Los ingredientes con que elaboramos el caldero son ñoras, tomate triturado, pimiento, ajos, sal, colorante, aceite de oliva, patatas, allioli, perejil, pescado y arroz.

Primero preparamos el caldo con morralla de la bahía de Santa Pola, principalmente pescado de roca (rascasas, gallinetas, galeras, cangrejo…). Luego hacemos una salmorreta con las ñoras, ajos y aceite de oliva.

A continuación hacemos el caldero con las rodajas de pescado, el caldo, la salmorreta y las patatas. Una vez esté listo, lo servimos añadiendo perejil y el allioli.

Por último, con el caldo del caldero cocinamos el arroz a banda con tropezones.

Menú Caldero

Hemos elaborado un menú con el caldero como protagonista, para una completa degustación de este plato tan representativo de la zona, acompañado de otros platos con productos de la bahía, como la quisquilla, el calamar o el pulpo. Incluso una ensalada con salazones.

Para finalizar, se puede optar por el caldero con el arroz, o bien por un arroz con bogavante.

Un menú muy marinero para conocer la gastronomía santapolera.